Cuidado con los contratos de promotores

Siguen aumentando las quejas con respecto a las cláusulas abusivas aplicadas en los contratos de venta de vivienda nueva o a construir por parte de promotores. Por eso, si está pensando en una operación de este tipo, revise a fondo el contrato y no acepte ninguna condición que le parezca extraña o desfavorable.

Es necesario recordar que la normativa de protección al consumidor considera que toda cláusula incluida en un contrato que desequilibra los derechos y obligaciones de comprador y vendedor, y que no fuera consensuada de antemano entre las partes, es concretamente abusiva e ilegal.

Incluso en la propia Ley General de Defensa del Consumidor puede revisarse una serie de ejemplos al respecto, aunque por supuesto la lista no es exhaustiva y siempre queda abierta a la creatividad de los expertos en estas trampas. Es vital estar atento, ya que si uno firma un contrato con una cláusula abusiva las cosas se harán más complejas después.

Resulta central analizar convenientemente el contrato, ya que antes de firmarlo es posible indicar cualquier punto que desde nuestro punto de vista es perjudicial. En ese instante, si el promotor quiere seguir manteniendo esa cuestión, siempre queda el último recurso del juzgado, quien deberá fallar al respecto.

¿Cuáles son las cláusulas que hoy pueden rastrearse en el mercado como potencialmente perjudiciales para los compradores?. Veamos una breve lista:

  • Se impone al comprador la obligación de pago del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, más conocido como “plusvalía”. Este impuesto corresponde por ley al vendedor y el comprador debe negarse a abonarlo.
  • El vendedor designa al notario que autoriza la escritura sin consultar previamente al comprador.
  • Se obliga al comprador la subrogación obligatoria en el préstamo concertado por el promotor o a hacerse cargo de los gastos de cancelación.
  • Se indica que con sólo recibir las llaves de la vivienda el comprador garantiza la conformidad sobre lo entregado, sin tener más derecho a reclamaciones.
  • Ante cualquier reclamo, en el contrato se expresa que las partes deberán someterse a tribunales distintos de los que corresponden de acuerdo a la zona donde se asienta el inmueble.

Estos son solamente algunos ejemplos de los continuos reclamos que suelen escucharse sobre estas cuestiones. Por eso, es imprescindible estar alerta en el momento de concretar estas operaciones, negociando con fuerza cada punto para que el contrato sea realmente justo para cada parte implicada.

2 comentarios en “Cuidado con los contratos de promotores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>